Desde el año 2002 la pobreza por ingresos ha caído del 40 al 29 por ciento de la población en países de América Latina y El Caribe, pero aún así el índice de pobreza en mujeres es superior al de los hombres. Especialistas insisten en que sin igualdad de género, nunca se podrá erradicar la pobreza.

Problemáticas como el acceso a la educación, al empleo, a la seguridad social, a la tenencia de las tierras y al tiempo dedicado al trabajo no remunerado inciden directamente en la pobreza económica así como en la exclusión del colectivo femenino.  La discriminación de género atenta contra los principios y derechos fundamentales del trabajo, los derechos humanos, la justicia social, y el cumplimiento del Objetivo de Desarrollo Sostenible 5: Igualdad de Género,  además de debilitar el crecimiento económico y el óptimo funcionamiento de las empresas y los mercados de trabajo.

%

de las mujeres de América en 2011, no tenían ingresos propios.

%

de las mujeres de la región siguen ocupando puestos de trabajo informales, de baja productividad o relacionados con el servicio doméstico

%

de las mujeres de América en 2012, no tenían ingresos propios.

%

de sueldo es lo que reciben las mujeres de América por trabajos iguales a los de los hombres

En otros lugares del mundo, los esfuerzos políticos y sociales en favor de la igualdad se están empezando a hacer visibles. Islandia ha sido el primer país en aprobar este 2018 una ley que exige a las empresas  pagar el mismo salario a hombres y mujeres. En Alemania, se ha aprobado una legislación para que aquellas empresas que cuentan con más de 200 empleados paguen a las mujeres que ocupen puestos del mismo rango al de los hombres el sueldo medio de sus compañeros.  

Que se cumplan los ODS está en tus manos

En 2015, 193 países miembros de las Naciones Unidas aprobaron un nuevo programa de desarrollo sostenible y un acuerdo global para combatir el cambio climático. Te recomendamos ver cómo fue La Cumbre de Desarrollo Sostenible de la ONU: 17 Objetivos para...